Decora tu casa con papeles pintados

Como tantos otros complementos decorativos, el papel pintado se importó de Oriente en el siglo XVII. Fue la Revolución Industrial la que permitió popularizarlo, gracias al abaratamiento de la producción y a lo largo del siglo XX ha vivido varios momentos de esplendor, especialmente durante las décadas de los 60 y 70. En la actualidad, la decoración con papel pintado ha experimentado un resurgimiento que, por suerte, parece que va a ser duradero.

Es un recurso estético que nos encanta, por las infinitas posibilidades creativas que ofrece al decorador. Con el empapelado de una o varias paredes de una estancia conseguimos fácilmente que se vea absolutamente transformada.

Como revestimiento de paredes, es complementario a la pintura y su instalación es sencilla. Al igual que sucede con las alfombras, podemos utilizar el papel pintado para diferenciar ambientes dentro de una misma estancia.

Existen papeles adecuados para todas la estancias y circunstancias, incluso para habitaciones húmedas como el baño o la cocina. Los papeles vinílicos aguantan bien a humedad y se limpian con un paño húmedo.

Primeras marcas de papel pintado en Zaragoza

Existen diferentes tipos de papel pintado. Puede fabricarse simplemente sobre una lámina textil, o emplearse la tecnología “tejido no tejido”, compuesto por una base textil y una capa vinílica. También puede ser con una base de papel protegido por vinilo, que es la alternativa más resistente. En nuestros catálogos, también puedes encontrar revestimientos para paredes híbridos entre el entelado y el papel pintado, que combinan la calidez del tejido con la facilidad de instalación del papel pintado. Además, también existen diseños con base de espuma, que cumplen la triple función de decorar, aislar térmicamente y amortiguar el sonido. ¡Son preciosos!

Todos los diseños que puedas imaginar los encontrarás en este soporte: lisos y falsos lisos, rayas, cuadros, dibujos naïf, palmeras tropicales, vegetación exótica, el clásico toile de jouy, flores, geometrías retro, trampantojos…

El papel pintado, además de sobre las paredes, puede aplicarse sobre otras superficies planas como muebles, interiores de armarios, cubreradiadores, puertas, cabeceros de cama… ¡Deja volar tu imaginación!

Descubre algunos de los modelos de papeles pintados

¡Escríbenos, estamos encantados de ayudarte!